Incentivos a la inversión extranjera en los Estados del Magreb

20 febrero 2020 - Christian Steiner

Hablando del estado de derecho y de hacer negocios, los países del Magreb, Marruecos, Túnez y Argelia, no son los que muchos suelen considerar en términos particularmente sobresalientes. Más bien saltan a la mente los países nórdicos o Singapur, que sí encabezan todas las clasificaciones pertinentes. Francamente, alcanzar los niveles de eficiencia y eficacia de esos países en la administración pública y los tribunales para infundir confianza tanto a los ciudadanos como a los inversores extranjeros, es un reto enorme y continuo para cualquier gobierno. Pero en relación a los niveles sobre los que los países del Magreb están compitiendo con otros países o regiones, algunos de sus esfuerzos son alentadores. 

Percepción distorsionada

Como se refleja en el Índice del Estado de Derecho del World Justice Project, según las normas de la justicia civil -más relevantes para las empresas- esos tres países del norte de África logran resultados similares a los de China y el Brasil, e incluso a los de los Estados miembros de la UE, como Italia y Bulgaria. Si bien hay margen de mejora en muchas esferas -conclusión que no sólo se deriva de los datos estadísticos, sino también de nuestra experiencia cotidiana en la representación de empresas extranjeras en el Magreb-, parece que la percepción es injustamente negativa. A veces los inversores extranjeros en el Magreb son parte del problema: en lugar de observar las mismas normas de cumplimiento que observarían en su país, se dejan llevar por la suposición errónea de aventurarse al «Wild West» del norte de África, donde «todo vale» y a nadie le importan las normas. 

El hecho es que, aunque con diferentes niveles de determinación, Marruecos, Túnez y Argelia han impulsado reformas en los últimos años para mejorar el desempeño de sus administraciones públicas y tribunales, así como el entorno empresarial en sus jurisdicciones pertinentes. Lo hacen en un contexto de inestabilidad política o de conflicto que amenaza con extenderse a los países vecinos, como Libia y el Sudán. 

Empezar un negocio

Cuando se trata de iniciar un negocio en el Magreb, Marruecos y Túnez presentan cifras sorprendentes en cuanto a los procedimientos, el tiempo, el costo y el capital mínimo desembolsado para crear una sociedad de responsabilidad limitada. Ambos países están a la par o incluso mejor que la media de ingresos elevados de la OCDE en la mayoría de los criterios. 

Si bien Túnez ha introducido algunas reformas, especialmente en el sector financiero, muchos otros proyectos están en suspenso. El país aumentó los gastos administrativos de registro de empresas, pero ahora facilita la puesta en marcha de empresas fusionando más servicios en una ventanilla única y reduciendo las tasas correspondientes. 

Marruecos llevó a cabo reformas en el sector financiero, las finanzas públicas y las indemnizaciones, las empresas públicas y la privatización, el comercio exterior, el mercado laboral y el marco reglamentario. Por ejemplo, suprimió o redujo varias tasas de registro de empresas, combinó un impuesto sobre el timbre reducido con la solicitud de constitución de empresas, introdujo una plataforma en línea para reservar el nombre de la empresa (OMPIC) y eliminó el requisito de capital nominal mínimo para las sociedades de responsabilidad limitada. Además, ya no es necesario registrar la constitución de una empresa en el Ministerio de Trabajo, y varias zonas francas ofrecen condiciones fiscales atractivas para las empresas que operan a nivel internacional. 

En Argelia, además de una reorganización institucional (por ejemplo, la creación de un Ministerio de Participación y Reformas y la creación de ventanillas únicas para agilizar los procedimientos administrativos), se privatizaron las empresas públicas o se abrieron a la inversión privada, se instaló un fondo público de promoción de las inversiones, se eliminaron los requisitos de un capital mínimo para la constitución de empresas o la presentación de los antecedentes penales del gerente.

Registro de la propiedad

No son tan competitivas las puntuaciones relativas a la transferencia de propiedad y la calidad del sistema de administración de terrenos, aunque Túnez logra en parte superar el promedio de la OCDE (ingresos elevados). Los tres países todavía tienen que hacer algunos deberes sobre los mecanismos de administración de terrenos, especialmente en las zonas rurales en que el registro moderno de la propiedad no se ha aplicado plenamente como en las partes modernas de las ciudades. Los esfuerzos de Marruecos en esta esfera tienden a facilitar las transacciones de propiedad. Se han aumentado los derechos de registro de la propiedad y el procedimiento de registro se ha vuelto menos transparente porque no se publican las estadísticas sobre el número de transacciones de propiedad y de controversias sobre tierras correspondientes al año anterior. Sin embargo, las transacciones se han vuelos más fáciles desde que el registro de la propiedad y el catastro han racionalizado los procedimientos. Además, la inscripción es más rápida gracias a los enlaces de comunicación electrónica entre las diferentes autoridades involucradas. Túnez aceleró el registro de la propiedad y aumentó la transparencia de la administración de tierras.

Protección de los inversores minoritarios

En Marruecos y Túnez, el nivel de protección de los accionistas minoritarios es superior al promedio regional. En los últimos años Marruecos adoptó muchas medidas para proteger mejor a los inversionistas minoritarios, especialmente

– ampliando el papel de los accionistas en las grandes transacciones, 

– promoviendo la independencia de los directores, 

– aumentando la transparencia sobre el empleo de los directores en otras empresas,

– facilitando la solicitud de asambleas generales, 

– aclarando las estructuras de propiedad y control, 

– pidiendo una mayor transparencia corporativa, 

– permitiendo a los accionistas minoritarios obtener cualquier documento corporativo no confidencial durante un juicio, y 

– exigiendo mayor transparencia en los informes anuales de las empresas.

Túnez, a su vez, mejoró los requisitos de información de las transacciones de las partes vinculadas al público y ahora exige la información sobre los cargos directivos y el empleo principal.

Comercio transfronterizo

En el ámbito del comercio internacional, Túnez y Marruecos alcanzan puntuaciones elevadas no sólo en comparación con la región sino también con el promedio de la OCDE en cuanto al tiempo necesario, aunque no así en lo que respecta a los costos. Además, la importación requiere más tiempo y es más costosa en comparación con el promedio de la OCDE (ingresos elevados), aunque Marruecos sigue estando muy por debajo de la mitad del promedio regional. Marruecos ha realizado importantes esfuerzos a este respecto: Aceleró el comercio internacional introduciendo el pago electrónico de los derechos portuarios, racionalizando el despacho de aduana digital, ampliando las horas de funcionamiento de los puertos, desarrollando aún más su sistema de ventanilla única y reduciendo el número de documentos de exportación necesarios. Túnez mejoró el tiempo de cumplimiento en las fronteras aumentando la eficiencia de la empresa estatal de manipulación portuaria y mejorando su sistema de intercambio electrónico de datos para el comercio internacional. En los tres países se han hecho inversiones en infraestructura portuaria en los últimos años. 

Cumplimiento de los contratos

No menos delicada para los inversores extranjeros es la cuestión del tiempo y el costo de la resolución de una controversia comercial y la calidad de los procesos judiciales, que, en promedio, lleva 622 días en la región. Esto puede parecer exorbitante para muchos, pero es sólo un mes más que el promedio de 590 días de los países de la OCDE (ingresos elevados), mientras que Marruecos y Túnez incluso logran mantenerse por debajo de este umbral. Los costos de hacerlo son sólo ligeramente superiores al promedio de los países de la OCDE (ingresos elevados), pero la calidad de los mecanismos disponibles deja margen para mejorar. Con una puntuación de 9,5, Marruecos se aproxima bastante a la media de la OCDE (ingresos elevados) (11,7 de 18 puntos) y se sitúa muy por encima de la media regional (6,3). Marruecos introdujo un sistema automatizado que asigna casos al azar a los jueces y publica informes de medición del desempeño de los tribunales. El país, además, tomó medidas generalizadas por frenar la corrupción en la administración pública y los tribunales. También se está elaborando una legislación totalmente nueva sobre el arbitraje internacional. Argelia, as su vez, por le momento está decidida a reformar su sistema de justicia. 

Principales fuentes: 

Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo, Banco Europeo de Inversiones y Banco Mundial, What’s Holding Back the Private Sector in MENA? Lecciones de la encuesta sobre empresas, 2016,https://www.eib.org/attachments/efs/econ_mena_enterprise_survey_en.pdf.

Hamza Marzouk, Grandes réformes: où en est-on ?, 13.12.2019, https://www.leconomistemaghrebin.com/2019/12/13/grandes-reformes-tunisie-ou-en-est-on/.

International Crisis Group, Breaking Algerias Economic Paralysis (Middle East and North Africa Report N°192), 2018, https://www.crisisgroup.org/middle-east-north-africa/north-africa/algeria/192-breaking-algerias-economic-paralysis.

Mouna Cherkaoui, 20 Ans De Réformes Économiques Au Maroc, 26.7.2019, https://www.forbes.fr/brandvoice/20-ans-de-reformes-economiques-au-maroc/?cn-reloaded=1.

Nourredine Boukrouh, Ministre algérien de la Participation et de la Coordination des réformes, Les réformes économiques en Algérie, 13.2.2020, http://www.senat.fr/ga/ga37/ga374.html.

World Bank Group, Doing Business 2020, https://www.doingbusiness.org/en/reports/global-reports/doing-business-2020.World Justice Project, Rule of Law Index 2019, https://worldjusticeproject.org/our-work/research-and-data/wjp-rule-law-index-2019

Print Friendly, PDF & Email